El Santo Grial y el Monasterio de San Juan de la Peña, misterios en el Pirineo Aragonés

Uno de los lugares que últimamente más me ha sorprendido, es el del Monasterio de San Juan de la Peña. Este monasterio está situado al sureste de Jaca, en Santa Cruz de Serós; en el Pirineo Aragonés. En pleno Camino de Santiago.

Este vídeo es realmente corto pero vas a ver que chulada!

Para que te hagas una idea de la situación de los monasterios, el que ves a lo lejos es el monasterio nuevo, mientras que el que está escondido en la cueva es el monasterio viejo, no te lo había dicho pero hay dos… te voy contando…

Fuente:www.romanicoaragones.com

Fuente:www.romanicoaragones.com

Escenario idóneo sin duda para una de las aventuras de Indiana Jones, de hecho parte de la película : “Indiana Jones y La última Cruzada” bien pudo ser rodado en este lugar, ya que dice la leyenda o no tan leyenda, eso lo dejo a tu imaginación, que el Santo Grial permaneció en este monasterio después de pasar por diferentes ubicaciones entre 1071 hasta 1399. Se dice que en 1399 el rey Martín I se llevó el vaso sagrado al palacio de la Alfajería de Zaragoza, en el que estuvo más de 20 años, y después de una breve estancia en Barcelona, se trasladó a la Catedral de Valencia.

Adside donde se supone que estaba el Santo Grial

Ábside donde se supone que estaba el Santo Grial, tiene una reproducción.

Fue el monasterio más importante del Reino de Aragón en la edad media. En el Panteón del Monasterio están enterrados reyes destacados de la época medieval, navarros y aragoneses.

Con otra leyenda se habla de los inicios del monasterio: un joven noble llamado Oto o Voto fue a aquellos parajes y vio un ciervo, corrió tras él pero cayó por un precipicio. Milagrosamente se salvó y en el fondo del barranco vio una pequeña cueva. Allí descubrió una pequeña ermita dedicada a San Juan Bautista y allí encontró el cadáver de un ermitaño llamado Juan de Atarés. Impresionado por este hecho se fue a Zaragoza, vendió sus bienes y se retiró a la cueva con su hermano Félix para iniciar una vida eremita. Hoy en día, seguramente se habría ido a vivir la vida loca, pero en el siglo X-XI quizás hasta fuera una buena idea hacerse eremita. Así, parecen ser son los inicios de este monasterio. Aunque se sabe que este monasterio fue refundado por Sancho el Mayor de Navarra durante el primer tercio del siglo XI, introduciendo la regla de San Benito, y cómo te comentaba antes se convirtió en panteón de reyes y monasterio predilecto de la incipiente monarquía aragonesa.

El lugar es espectacular y allí es difícil evitar imaginarte la dureza de la vida en esa época, todo está lleno de simbología. Se desarrolla del XI-XIII con lo cual tiene una representación espectacular del románico en arquitectura, pintura y escultura bajo la norma de los benedictinos.

Claustro románico, precioso!

Claustro románico, precioso!

Una de las cosas curiosas que recuerdo de la visita fue el hallazgo de un dado en la tumba de una princesa joven, no pude evitar pensar en cómo encaja con los diversos elementos aparentemente decorativos tales como ajedrezados, rosetas…que tienen valor simbólico y eso dentro del camino de Santiago, no me digas que no da para una peli, jajajaja

Hasta ahora te he hablado del Monasterio viejo de San Juan de la Peña, a partir del siglo XVII se transladan los monjes a 7-8 kilómetros construyendo un monasterio más soleado, ya no tenían la gran necesidad de ocultarse y se llama el Monasterio Nuevo que se complementará con las iglesias de San Caprasio y de Santa Maria.

Hoy pongo el broche a este post con una foto de las magníficas vistas del Pirineo Aragonés desde el Nuevo Monasterio de San Juan de la Peña, fascinante y lleno de enigmas como has visto.

Vistas des del Monasterio Nuevo de San Juan de la Peña

Vistas des del Monasterio Nuevo de San Juan de la Peña

2 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *